¿IMAGINAS A PEPPER, GEMINOID HI-4 COMO FUTUROS COMPAÑEROS DE TRABAJO?

Aquello que parecía tan lejos y que ahora se encuentra tan cerca. Muchos de los robots que hemos visto pasar por las pantallas de nuestros televisores mientras disfrutábamos de ellas con unas buenas palomitas, tumbados en el sofá de casa viendo una gran película son hoy una realidad. Ya en el año 1927 de la mano de Fritz Lang en su película “Metrópolis” aparece por primera vez en la pantalla la creación de un Ser – Máquina bajo la apariencia de una dulce muchacha llamada María. En el año 1962, aparece en pantalla “La Creación de los Humanoides” del director Wesley E. Barry. Pero, quién no ha disfrutado con las escenas de un clásico de ciencia ficción como “Blade Runner” de Ridley Scott donde a día de hoy mantenemos la intriga sobre la naturaleza de Deckard: ¿replicante o humano?

¿Imaginas qué algún día no muy lejano replicantes y humanos caminemos mezclados por las calles de nuestras ciudades sin identificarnos?

Imaginar es lo que hicieron Fritz Lang en el año 1927, Wesley E. Barry en 1962 y Ridley Scott en el año 1982 y quizás fueron con sus películas fuente de inspiración para investigadores, ingenieros que actualmente están trayendo a nuestra realidad aquellos robots, humanoides que veíamos en las pantallas como algo que nunca sería real o que tardaría mucho tiempo en llegar a nuestras vidas. Y ahora, en 2018, resulta que lo que ayer era una fantasía hoy resulta ser ya una realidad.

Japón se caracteriza por ser un país pionero en el desarrollo de Inteligencia Artificial poniendo su foco en el desarrollo de la misma para la contribución de la mejora y calidad de vida del ser humano. El nuevo mundo ya está aquí, noticias como “Los robots cuidarán del 80% de los ancianos en Japón en 2020” pueden hacer que abramos nuestros ojos con un gesto de sorpresa y pensemos “!¿2020? ¿En tan sólo 2 años?”  Si, y es que en respuesta a la pregunta con la que comenzábamos este post, por ejemplo, en sectores como el de sanidad robots y trabajadores ya han comenzado a trabajar codo con codo. En los hospitales ya se está fomentando el uso de la inteligencia artificial en el acompañamiento y cuidado de pacientes siendo el coste de adquisición de esta tecnología subvencionado por el Gobierno Japonés.  Por ejemplo, en el caso del Hospital Universitario de Nagoya (Japón) se ha incorporado a su plantilla a cuatro robots para ayudar a sus pacientes en su estancia hospitalaria. Estos robots trabajarán junto a los enfermeros y enfermeras del turno de noche para trasladar por los pasillos medicinas y muestras de análisis de forma autónoma. Otro claro ejemplo de la inclusión de la inteligencia artificial en este sector es la utilización de robots en el cuidado de ancianos tanto en residencias como en sus propios hogares en Japón con el objetivo de mejorar su movilidad, capacidad de desplazamiento y detectar cuando es el momento idóneo para ir al baño, entre otras funciones. La residencia de ancianos Shintomi, ubicada en Tokio, cuenta con un robot que despierta a sus pacientes todas las mañanas y detecta si algún residente se cae de la cama por la noche.
Otro claro ejemplo de cómo la inteligencia artificial nos acompañara próximamente es el ‘Robear’ un robot que tiene una cara tipo cachorro, pero tiene la fuerza suficiente para trasladar a los pacientes de una silla de ruedas o de una cama a un nivel de piso a un baño que serían en cierto modo las funciones que en los centros sanitarios españoles realizan los celadores y celadoras.

Pero no solamente la Inteligencia Artificial ha llegado a sanidad, en el sector de la Industria 4.0 desde hace algunos años ya conviven robots y trabajadores desempeñando tareas conjuntas como es el caso de las cadenas de montaje. El precio de un robot de estas características oscila en 64.000€. Una vez amortizado, el único gasto que genera es eléctrico. Trabajan una media de 8 horas sin descanso y cuando se realizan horas extras ellos hacen un promedio de 2 horas más que los humanos.

Bares, restaurantes, recepcionistas, entre tantos otros puestos, ya están siendo sustituidos por inteligencia artificial.  Empresas como Aeon están planeando adquirir 400 robots de limpieza autónomos para 2018, y la compañía ya está utilizando robots para la gestión de inventarios. El Hotel Hen-na renovó en 2015 su personal compuesto totalmente por robots, siendo lo más característico su conserje personal en forma de huevo llamado Tapia que tiene la capacidad de reconocer las caras de la gente y responder a sus comandos de voz, actúa como un despertador y asistente personal. Otras organizaciones como bancos, hospitales y hoteles han mostrado su interés en utilizar Tapia para trabajos de recepción y comunicación con clientes.

Fukoku Mutual Life anunció en 2017 a 34 de sus empleados que iban a ser despedidos y a su vez sustituidos por IBM Watson Explorer, un sistema inteligente que analiza grandes volúmenes de datos (estructurados y no estructurados) y procesa información más como un humano que como una máquina, pues entiende el significado de preguntas hechas en lenguaje natural, genera hipótesis a partir de evidencia y aprende mientras lo hace.

Pero quizás lo más impactante y futurista y a su vez tan real y cercano es lo que ha conseguido Hiroshi Ishiguro, un reconocido ingeniero japonés, que aplica en sus proyectos de investigación métodos de ingeniería, ciencia cognitiva, neurociencia  con el objetivo de comprender la interacción entre humanos y robots. Entre sus creaciones está Geminoid HI-4, un androide con la idéntica apariencia de Ishiguro que tiene la capacidad de sustituir a su creador e impartir clases y conferencias en su lugar, así como mantener conversaciones con humanos.

Ishiguro afirma que, aunque estos robots son ya protagonistas de escaparates, obras de teatro o películas como por ejemplo “Sayonara”, en los próximos años ofrecerán asistencia en lugares públicos, centros comerciales, estaciones y escuelas, e incluso como profesores. Por otro lado, también afirma que de cara a los Juegos Olímpicos y Paralímpicos que se celebrarán en Tokio en 2020, estos robots podrían solucionar muchos problemas ya que tienen la capacidad de poder hablar fácilmente hasta 30 idiomas.

Otra de las afirmaciones futuristas o no tanto que lanza Ishiguro es que los humanos podrán tener relaciones con estos humanoides quienes en un futuro serán de apariencia tan real que no caminaran entre nosotros y nosotras por la calle sin que podamos identificar su naturaleza.

Y es que, actualmente en algunos hogares japoneses ya están conviviendo humanos con robots como Pepper. Esta maravilla cuesta 20 mil Euros y ya se puede adquirir en España, cuenta con una tecnología que le permite analizar el lenguaje verbal y no verbal, la posición de la cabeza y el tono de voz.

Y toda esta corriente Oriental en poco tiempo viajara a Occidente. Según información de un artículo publicado en la Sexta Columna, en el Foro Económico Mundial de Davos se dijo que en los 15 países más industrializados del mundo peligran más de siete millones de empleos de aquí a 2020. A su vez, un informe de la Universidad de Oxford habla de 1.600 millones de puestos de trabajo destruidos en todo el mundo en 18 años.

La OCDE apunta que el 12% de los trabajadores españoles podría ser sustituido a corto plazo y, según Comisiones Obreras, los robots pasarán de ocupar un 8% de los puestos de trabajo mundiales a un 26% en 2020. Uno de cada cuatro empleos será para una máquina.

La BBC y la Universidad de Oxford aportan un listado de las profesiones que más sufrirán la robotización del mercado. Aportando un listado que ordena su desaparición y en la cual establece las 15 primeras profesiones que desaparecerán con la llegada de los robots:

1 – El vendedor telefónico

2 – El mecanógrafo

3 – El secretario de despachos jurídico

4 – El asesor financiero

5 – El clasificador (los sexadores de pollos, por ejemplo)

6 – El inspector técnico

7 – El administrador de ventas

8 – El encargado de libros de cuentas, nóminas y salarios

9 – El oficial de finanzas

10 – El agente de pensiones y seguros

11 – El empleado de banca o de correos

12 – El administrativo o financiero

13 – El funcionario de ONG

14 – El administrativo de gobierno local

15 – El empleado de biblioteca

Sí tu profesión no está dentro de estas 15 y quieres conocer que te depara tu futuro laboral, pincha en el siguiente enlace¿Qué va a ocurrir con mi profesión?

Por tanto, la pregunta para nuestros jóvenes y no tan jóvenes ahora no sería ¿qué voy a estudiar? Sino ¿Qué puedo hacer yo que no pueda hacer un robot?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies